El maestro Zen Genpo Roshi, envuelto en un escándalo sexual

A mediados de enero de este año, el maestro Zen Genpo Roshi Dennis Merzel, creador del centro Kanzeon de Utah, a la vez que promotor de la denominada “Teoría de la Gran Mente” -una mezcla de nociones de la Gestalt y junguianas con aspectos del Budismo Zen-, admitió haber mantenido relaciones sexuales con tres seguidoras de su dojo zen. Pese a tal reconocimiento, Genpo Roshi continúa designándose a sí mismo “maestro Zen” e impartiendo seminarios alrededor de los Estados Unidos y Europa.

Cuando estos hechos saltaron a la luz pública, más de sesenta profesores de Zen de los Estados Unidos escribieron una carta directamente a Merzel para que abandonara la práctica Zen “de cara a proteger a las personas de los abusos de poder y sexuales descubiertos”; no obstante, y pese a la misiva de otros renombrados profesores Zen, Merzel ha continuado impartiendo sus enseñanzas.

De hecho, cuando regresó de Holanda a inicios de febrero de este año, Dennis Merzel anunció que renunciaba a sus hábitos de monje Zen, a la vez que aseguraba dase de baja de la organización White Plum Asanga, encuadrada en el linaje Hakuyu Taizan Maezumi Roshi. No obstante, el pasado viernes, en su primera aparición pública tras el escándalo desatado, indicó que continuaría con sus enseñanzas debido a que “muchas personas dependen de mí para su evolución e iluminación”.

De hecho, esta no es la primera ocasión que el monje Zen se ve envuelto en un escándalo de tal envergadura; ya a inicios de los ochenta, otro caso saltó a los medios en donde el monje estaba envuelto en contactos sexuales con alguna de sus estudiantes. Por su parte, Merzel ha respondido a las críticas argumentando que todas ellas se basan en la envidia que supuestamente tendrían otros monjes hacia él y su teoría sobre la Gran Mente (que ha alcanzado gran predicamento en diversos entornos relacionados con la práctica Zen). Es más, sus enseñanzas sobre la Gran Mente le reportan cuantiosos beneficios a través de sus charlas alrededor de toda Europa.

En España ha realizado diversos seminarios y son numerosos sus seguidores vinculados o no a la práctica del Zen.