Las sectas proliferan en ámbitos relacionados con la salud y la formación profesional

De acuerdo con recientes declaraciones del presidente de la Miviludes George Fenech recogidas en Le Figaro -a propósito de la conmemoración de los diez años de la aprobación de la Ley About-Picard– el arsenal jurídico francés para contrarrestar el avance de los grupos sectarios es suficiente aunque aún faltarían algunas disposiciones legales específicas para regular ciertas prácticas “basadas en la charlatanería y que pueden resultar peligrosas”; entre ellas, Fenech citó el ejemplo de la “terapia de la descodificación biológica”.

Por su parte, el presidente del grupo de estudios sobre las sectas de la Asamblea Nacional Philippe Vuilque, insistió en que es precisamente en terrenos relacionados con la salud en donde las sectas están entrando con mayor fuerza en los últimos años. Por todo ello, en los próximos días, la Dirección General de Salud hará público un documento que contendrá una lista de prácticas no convencionales y pretendidamente terapéuticas que requerirían de una valoración detallada.

El otro ámbito en donde se detecta en los últimos años una mayor penetración de las sectas es en el ámbito de la formación profesional, en donde se estima que un 20% de las propuestas actuales en formación profesional estarían vinculadas a algún movimiento considerado sectario.

Aunque en los últimos años se han hecho avances importantes, por ejemplo, a la hora de regular la práctica de la psicoterapia profesional, Fenech anunció que en la próxima legislatura se propondrá la creación de una nueva Comisión Paramentaria centrada en el terreno de la salud.